Las redes sociales revolucionan el mercado de compra y venta de productos y servicios

Verón-Punta Cana. Con el auge de las redes sociales, la comercialización y el anuncio de productos, bienes y servicios se han vuelto más efectivos y de mayor alcance, llegando esto a convertirse en un gran mercado para quienes optan por las compras automatizadas.

En busca de satisfacer esa demanda que tiene la sociedad actual han surgido productos tales como páginas web y en redes sociales, como Facebook e Instagram, que permiten a sus usuarios publicitarse de forma gratuita y en otros casos a muy bajos costos.

Las plataformas digitales que permiten estas ventas ofrecen ropas, zapatos, alimentos, vehículos, artículos del hogar, venta y alquiler de casas y apartamentos, además de una alta gama de servicios de belleza, limpieza, etcétera.

Esta nueva forma de venta ha permitido que se diversifique el mercado y ha beneficiado a cientos de usuarios, que tienen mayores opciones a la hora de comprar o adquirir algo en específico.

Algunos usuarios, como Gissel Peguero, quien ha comprado por páginas de Instagram, señala que comprar por esas vías ha sido seguro, con entrega inmediata; los artículos tienen calidad, las tallas le acomodan y los colores les han gustado. “Me ha encantado todo lo que he comprado.

Ha sido en diferentes páginas; no ha sido una sola. Ejemplo de eso sería un vestido rojo que compré para una boda hace como tres años, en una página en la que acostumbro a comprar, y me llegó rapidísimo, la eficiencia, la calidad de la ropa, y me queda muy bien, al justo”, indica Peguero.

Esta usuaria cuenta que hasta ahora no ha sido víctima de ningún fraude, que por el momentotodo le ha gustado y ha sido sin ningún intermediario; todo por su propia vía. En el caso de Pascuala Polanco, quien ha comprado y vendido a través de algunas páginas en Facebook, explica que estas ventas son un poco complejas, porque hay personas a las que han estafado por estas vías.

Esto así, porque les venden artículos y una vez les depositan el dinero no aparece lo que compraron ni quién lo vendía. Polanco vendió algunos artículos a través de estas páginas de Facebook y la persona interesada fue a ver los productos, le pagó y se llevó las cosas.

Esta usuaria también refiere que en las páginas de ventas se da con frecuencia que quienes venden no colocan suficientes detalles de los productos ofertados. “Si yo pongo a vender algo debo poner la descripción de ese producto, dónde se encuentra, un número de contacto, el precio, las medidas, etcétera”, agrega Polanco.

ESTADÍSTICAS

El economista José Polanco refiere que según cifras de eMarketer, proyectadas por Statista, se prevé que este año se inviertan 642.86 mil millones de dólares en marketing y publicidad en el mundo, considerando medios digitales (desktop, laptop, teléfonos móviles y otros dispositivos conectados a internet), así como revistas, periódicos, medios exteriores, radio y televisión.

También, precisa que se espera que para este año 2019 la publicidad móvil represente el 72 por ciento de todos los gastos en publicidad digital de Estados Unidos. Según Statista, en 2017 existían 2.46 mil millones de usuarios activos utilizando redes sociales.

En el caso de la red social Facebook, esta tenía para esa fecha más de 2 mil millones de usuarios activos al mes; Instagram tenía más de 700 millones de usuarios activos al mes; Twitter cerca de 328 millones; LinkedIn con 106 millones de personas activas en un mes y YouTube es el de más visitas pues el 88 por ciento de los usuarios de internet acceden a esta red.

La publicista y especialista en marketing digital, Katherine Martínez, ve las ventas digitales como una evolución natural del mercado, lo que considera que era algo que venía desde hace un tiempo.

“Las  redes sociales cambiaron su naturaleza, se convirtieron más en negocios y se utilizan más para negocios”, indica Martínez. Manifiesta que la evolución de las redes sociales también se ha visto en el hecho de que se utilizan para vender productos de manera directa, hacer publicidad y posicionar marcas. Según esta publicista, hoy en día los usuarios lo que están buscando es velocidad, mientras más cómodo es el acceso al producto, más eficiente es la venta.

“Esa es la realidad. Por eso es que surgen tantas páginas que se dedican a esto, y eventualmente van a empezar a cobrar como todo ha ido evolucionando”, indica Martínez.

BENEFICIOS ECONÓMICOS

El economista José Polanco explica que el marketing 2.0, que hace referencia a la era digital del marketing, ha venido a generar mayor capacidad de comercialización a un bajo costo.

Alega que esto le permite a un emprendedor poder acceder a canales gratuitos de publicidad, difundir sus productos y servicios y tener un impacto a mayor escala.

“Se habla de que se multiplica por diez el impacto de alcance de la publicidad en términos de medios digitales versus la publicidad en los medios tradicionales, como periódicos y revistas y otros medios tradicionales de publicidad y comercialización”, asegura Polanco.

Refiere que los medios digitales han creado mayor posibilidad al emprendedor de bajo presupuesto, para tener una oportunidad de competir con las cadenas de tiendas que tienen un presupuesto considerable para promocionarse.

El economista cree que esto ha hecho el mercado más competitivo en términos de publicidad y mercadeo, y eso genera mayor posibilidad para que la economía se distribuya mejor. Según Polanco, esta forma de venta beneficia la economía, aunque limita un poco a los medios tradicionales de publicidad.

También le da mayores opciones a los compradores, quienes ven más ofertas y no tienen que comprar solo lo que ven en la tienda en las plazas, sino que lo pueden comparar con el precio online, que es casi siempre más barato.

El bajo costo de los productos online, según Polanco, se debe a que ese vendedor no tiene que sumarle a cada producto los costos de local, empleados, energía eléctrica, etc., como sucede con quienes tienen tiendas físicas. Las ventas online abaratan los costos de comercialización. En ese sentido, los usuarios se benefician.

Síguenos en Instagram