Accidente La Romana-San Pedro
Uno de los tantos accidentes que ocurren en carretera San Pedro-La Romana.

Imprudencias y alta velocidad, causantes de accidentes en trayecto San Pedro-Romana

Artice

LA ROMANA. La gran cantidad de accidentes que ocurren en el tramo carretero desde esta provincia hasta San Pedro de Macorís han alarmado a la población y las autoridades, las cuales buscan el por qué a la incidencia de tantas desgracias en tan importante autopista.

¿Exceso de velocidad? ¿Mal estado de la carretera? ¿Falta de señalización? Son parte de las incógnitas que surgen al momento de analizar por qué esta vía se ha convertido últimamente en la “carretera del terror”, donde se registran diversos accidentes en los últimos años.

Lo que provoca más confusión en los habitantes de toda la región Este, es que esta carretera fue denominada como una de las más seguras del país al momento de su inauguración, en el 2013, la cual estuvo encabezada por el presidente Danilo Medina.

Hombre muere en acciente
Otro accidente en la Autovía del Este.

Con una longitud de 22 kilómetros, esta autopista pasó por un proceso de reconstrucción, y fueron ampliadas sus calzadas, se le construyeron aceras en la zona urbana, contenes e isleta central.

Puede también soportar un volumen de 2 mil vehículos diariamente. Esta autopista fue construida para garantizar seguridad y movilidad a los pueblos del Este, reduciendo a menos de una hora de la capital trasladarse tanto a La Romana como a La Altagracia.

OPINIONES

Pese a todas las facilidades y criterios de seguridad que se utilizaron para esta obra, en los últimos años no ha pasado un mes sin que ocurra un hecho trágico en este lugar. Miembros de diversos organismos de socorro y expertos de automovilismo apuntan a que esto se debe a las altas velocidades, ligado a las imprudencias de algunos conductores.

“Esto se debe a la alta velocidad asociada a las múltiples imprudencias al conducir, entiéndase rebases temerarios, uso inadecuado del carril izquierdo, inobservancias de la autoridad competente en cuanto a sancionar y orientar, entre otras causas”, sostiene el director del Cuerpo de Bomberos de La Romana y secretario de la Unión Nacional de Bomberos (Unabom), coronel Medardo Antonio Quezada.

De igual forma, el director provincial de la Defensa Civil, Juan José Pelegrin, coincide con este punto de vista. “Esta pista da a que los conductores anden a una velocidad muy excesiva. Unas veces andan tomados y se deslizan, ya que tú puedes confirmar parte de ellos no son con otros vehículos, sino que se salen de la vía por la exagerada forma en la que conducen”, explica Quezada.

Sostiene que dicha carretera está concebida para los vehículos transitar a una velocidad que oscile entre 80 y 100 kilómetros, no más de ahí, ya que pueden producirse desgracias al mantener el volante durante este kilometraje. “Yo diría que la velocidad no debe pasar de 100 kilómetros por hora, con la cual se puede llegar a cualquier lado. La gente tiene que tener más precaución y conciencia de sí mismo.

Juan José Pelegrín, director Defensa Civil La Romana
Juan José Pelegrín, director Defensa Civil La Romana.

Muchos choferes se confían y en ocasiones no les dan mantenimiento a sus vehículos”, explicó el encargado de la Defensa Civil. Destaca que desde el río Soco hasta las Cuevas de las Maravillas es donde más se producen accidentes, el cual se le ha puesto el calificativo de “la ruta del terror”. Los encargados de seguridad vial han reducido los casos de animales que penetran a la carretera, y se han mantenido dando mantenimiento a las vías de acceso. Pero eso no ha llevado a reducir los siniestros de manera radical.

El experto en temas de automovilismo, Julián Mercedes Vásquez, destacó que a la alta velocidad que manejan algunos conductores en esta vía, se suma un mal que viene tomando auge con las nuevas tecnologías: escribir en celulares mientras se conduce.

El “texteo” mientras se conduce es un problema social, convirtiéndose en uno de las principales causas de accidentes a nivel mundial, llegando a estar a la par con el alcohol. Por tanto, los expertos recomiendan que es esencial que el usuario al momento de manejar un vehículo se desahoga de los teléfonos móviles hasta tanto el carro no esté en marcha.

“Automáticamente quitas la visión de la carretera, en cuestión de segundos puede ocurrir algo que te provoque un accidente y más si se transita en horario nocturno”, explicó Mercedes.

Afirma también que el exceso de velocidad ha sido uno de los protagonistas de estas desgracias. “Las carreteras de este país, ninguna se han construido para correr a 180 ni mucho menos 200 kilómetros por hora. A veces no es por quien sepa conducir o no, más bien es lo que pueda suceder en un momento dado”, opinó Mercedes, quien conduce el programa “Autos en tiempo”, que se transmite por Tiempo 100.7 FM, los viernes de 7:00 a 8:00 de la noche.

Puso mucho hincapié en la educación vial, ya que según estadísticas la República Dominicana ocupa el segundo puesto de muertes por accidentes en el mundo por cantidad de habitantes, comparado con otros países. El mantenimiento constante de los vehículos es primordial a la hora de emprender un viaje interurbano, en lo cual Julián Mercedes puso mucho énfasis al momento de abordar el tema.

“Los neumáticos son la única parte del vehículo que está en la superficie. Esto hace obligatorio el chequeo de estos accesorios, ya que tienen fecha de caducidad y se tiene que tener un constate cuidado sobre estas piezas. Suspensión, frenos, tren delantero y transmisión, son otras de las partes del vehículo que deben ser inspeccionadas regularmente por el propietario para disminuir las probabilidades de accidentes por alguna falla técnica.

LOS CONDUCTORES

Varios conductores al momento de ser cuestionados sobre este tema destacaron que los siniestros se producen por las imprudencias y altas velocidades al momento de tomar el volante. Otros dijeron que supuestamente hay un “campo magnético” en el trayecto que comprende desde la Cueva de las Maravillas hasta el puente del río Soco, que según los entrevistados provocan fallas en los vehículos que se mueven por allí.

Esta teoría fue refutada categóricamente por los expertos encuestados para este trabajo de investigación. “No hay ningún campo magnético, porque pasa una gran cantidad de vehículos y se accidentaría una cantidad mayor. Lo que hay que hacer es conducir con prudencia y saber correr; eso es todo”, sostuvo Mercedes.

Click en la portada para ver edición impresa Edición impresa, BávaroNews