Sacos de arenas en Bávaro para sargazo

Bávaro: Hoteleros colocan sacos de arena en playas para evitar la erosión

Artice

Bávaro. Grandes sacos de arena se visualizan en varias playas del Distrito Verón-Punta Cana, como parte de una medida que han dispuesto hoteleros y comerciantes de estos litorales, para evitar que las fuertes olas impacten contra sus establecimientos.

Una de las playas que más se ve afectada por esta situación, es la de Arena Gorda, justo en los alrededores del mercado de los Guineos Maduros, donde los hoteles que hacen vida en el área como el Ocean Blue, han dispuesto de estos sacos, para minimizar la distancia de la ola hasta la superficie de la arena.

Este litoral es que el más presenta deterioro por la erosión y el mar cada vez gana más terreno de penetración en todo lo que es la franja costera. Allí, los sacos están ubicados casi en el paso que tienen los turistas para recorrer el lugar.

El aumento a niveles insospechados de las olas en las costas de este destino turístico ha sido motivación de preocupación entre turistas y quienes realizan actividades acuáticas.

Desde hace varios años áreas de playas de El Cortecito y Bávaro se han ido erosionado, pero en el caso de Arena Gorda el agua penetró a lugares que los comerciantes artesanales de la Asociación de Vendedores de la provincia La Altagracia (Asavepa) nunca habían visto en más de una década de trabajo en el lugar.

Muy cerca, desde la orilla de la playa es notable como el hotel Ocean Blue ha perdido casi toda área de playa, afectando sus actividades acuáticas y la recreación de los turistas. En este lugar, el complejo ha tenido que colocar cientos de sacos de arena para tratar de detener la presión del agua que cada día gana más espacio.

En las últimas semanas, se ha estado presentando un fuerte oleaje en los litorales de Verón-Punta Cana, lo que agrava aún más la erosión, fruto de las altas mareas y la inconciencia del hombre.

Para este año, se prevé que el Ministerio de Turismo ejecute un plan de regeneración de estas áreas por un monto de 777 millones de pesos, precisamente para restaurar todos estos daños.

Click en la portada para ver edición impresa Edición impresa, BávaroNews