Conflicto Suero-Cap Cana

Suero, una comunidad que sólo pide entrar y salir a sus casas sin pedirle permiso a nadie

Verón. Mientras que otros sectores del Distrito Verón-Punta Cana solicitan a las autoridades mejoras en los servicios públicos vinculados al asfaltado, agua, seguridad, recogida de basura y otros, los habitantes de la comunidad de Suero, ubicada en Juanillo, piden algo tan esencial para el ser humano como lo es la libertad de tránsito.

Y es que, desde el año 2000, cuando la administración de Cap Cana adquiere los terrenos de la zona, inició una lucha llena de pretensiones para desalojar a los moradores del lugar. Desde allí, los residentes de esta comunidad han denunciado diversos atropellos, de tal manera que han trascendido al impedimento de unos de los derechos fundamentales de los ciudadanos, que es poder y salir entrar de su casa libremente, sin pedirle permiso a nadie y sin dar explicaciones de donde vienen y hacía donde van.

Sus residentes dicen que no demandan otra cosa sino su tranquilidad y derecho a vivir en paz, puesto que aseguran que el suelo que pisan es de gran productividad alimentaria, posee agua, están resguardados de la amenaza de los delincuentes y la energía eléctrica llega sin problemas.

Narcizo Santana, habitante de Suero
Narcizo Santana, habitante de Suero

En las últimas semanas, los habitantes de esta comunidad, han elevado su voz para denunciar una vez más que la administración de Cap Cana ha dispuesto de una reja en la entrada, con vigilantes que a cada rato alternan su servicio, lo que ha traído una considerable molestia en sus moradores.

Tanto así, que para poder entrar a sus propias viviendas deben identificarse y quienes los visitan también deben hacer lo mismo, y para colmo esperar a que algunos de los residentes autorice su entrada ante los guardias de seguridad. Esta situación ha llegado a los oí- dos de las autoridades, pero al parecer para escuchar a una sola parte de este conflicto, porque recientemente el gobernador de la provincia de La Altagracia, Ramón Güilamo Alfonso, hizo acto de presencia en el lugar, más sin embargo no se reunió con los moradores de la comunidad, pese a que afirmó a este semanario servir de mediador entre las parte.

Antonio Santana, habitante de Suero
Antonio Santana, habitante de Suero

Se supo que Güilamo sólo visitó a los directivos del complejo Cap Cana y dejó plantada a la gente de Suero, que son quienes realmente están afectados por esta medida a todas luces arbitraria.

SIN SOLUCIONES CONFLICTO SUERO-CAP CANA

Antonio Santana es un habitante de la zona con 32 años de edad, quien además se ha convertido en uno de los luchadores de su sector, para lograr que al menos la administración de Cap Cana entienda que existe una comunidad con derechos.

Explicó que recientemente una comisión integrada por seis moradores de Suero acudió a la Gobernación de la provincia La Altagracia, donde fueron atendidos por un funcionario que tomó nota de las exigencias planteadas por la representación de la comunidad.

“El gobernador vino, pero no con la intención de reunirse con nosotros y la autoridades de la Junta Municipal. Simplemente, prefirió hablar con los de Cap Cana, y sólo nos dijo que a él no le informaron nada”, dijo Santana.

Sin embargo, a la reunión sí asistieron representantes de la Junta Municipal Verón-Punta Cana, específicamente los vocales de la Sala Capitular, Elvis Martínez y Miguel Carpio, quienes reiteraron su interés de mediar el conflicto, escuchando los requerimientos de ambas partes en aras de obtener soluciones satisfactorias para ambas.

Santana resaltó que en los próximos días sostendrán una agenda de reuniones entre los residentes de Suero, a los fines de establecer acciones concretas que permitan la libre circulación de las personas.

“Nosotros no nos hemos reunido con la gente de Cap Cana, porque simplemente no nos dan la cara; sólo se han hecho dos encuentros en el portón que ellos pusieron, y siempre mandan a su relacionador público, el señor Ángel Fernández, quien no representa nada, porque él no es el abogado y ni ofrece soluciones.

Sólo queremos la presencia de los abogados de la compañía”, manifestó Santana. Igualmente, Narciso Santana, mejor conocido en la comunidad como Dingo, expresó que Suero es una comunidad que data de unos 100 años, con más o menos 18 familias, que no está altamente poblada porque a lo largo de los años Cap Cana se ha encargado de, paulatinamente, ir sacando a buena parte de los pobladores bajo presuntas amenazas.

 Aseguró que ese consorcio desea adquirir los terrenos donde actualmente habitan, pero no pagarlos de una sola vez, ofrecimiento que incluso les fue hecho por el abogado de Cap Cana, Juan Tejeda, con intención de saldar la compra dentro de unos 40 años. “Nosotros estamos acá esperando que si algún día ellos quieren los terrenos, pues yo mismo tengo mis títulos de mejoras, que por ley me toca mi porción, puesto que yo soy nacido aquí hace 75 años, que es la edad que yo tengo”, indicó el poblador de Suero.

Santana recordó que todo este conflicto inicia cuando el señor Julio Peinado se hizo propietario de esta tierras, momentos en el que los moradores desconocían el ejercicio de sus derechos, y quien además luego le hizo una permuta al Central Romana y este último estableció relaciones con diversas compañías hasta que se unió a Cap Cana.

En este sentido, consideró que el nuevo conflicto que surgió tras la colocación de un portón en la entrada del sector es una provocación más de la referida compañía, para promover el desalojo de los que aún viven en Suero. “Otra cosa que nos molesta es que el señor Diego Morales, quien fue que le cedió la entrada a Cap Cana aquí, dando su cabaña como cuartel de la seguridad y quien también permitió ese paso a la comunidad, hoy en día la compañía lo tiene maltratado y le han cerrado por todas partes para que no tenga acceso a la calle”, acotó.

INTERVENCIÓN

Vicente Carela, dice tener viviendo en el sector unos 50 años, razón por la cual pide con urgencia la intervención de las autoridades en este conflicto, a los fines de que la administración de Cap Cana entienda que la comunidad tiene derechos sobre los terrenos que actualmente ocupan.

“Que no nos desamparen porque ellos lo que quieren es todas estas parcelas y además lo sofocan a uno para que nos vayamos de aquí; por eso nos quieren controlar la entrada y salida de Suero, a tal punto que hasta los accesos a la playa nos han impedido”, señaló. Precisó que durante los últimos días la restricción de la entrada y salida de los moradores ha empeorado, porque a cada momento se les pregunta quienes son, dado al constante cambio en los vigilantes que custodian la entrada hacia el lugar.

LAS AUTORIDADES

El director municipal de Verón-Punta Cana, Ramón Ramírez (Manolito), se comprometió a buscar una pronta solución al problema que enfrenta la comunidad de Suero. “Ya hemos establecido algunos encuentros con las partes; estimamos que existan algunos puntos de equilibrio que estamos visualizando, pero todo esto toma su tiempo”, apuntó la autoridad distrital.

Ramón Antonio Ramírez (Manolito), nuevo director de la Junta Municipal

Acotó que los vocales de la Sala Capitular, Miguel Carpio y Elvis Martínez, han acudido a la zona a efectuar un levantamiento de la situación y puedan hacer los enlaces correspondientes, con el objetivo de lograr un punto de consenso.

Afirmó Ramírez que están monitoreando el problema y asomó la posibilidad de posibles acuerdos, tomando en cuenta los reclamos de la comunidad en torno a la entrada y salida del sector, que es el principal malestar que los aqueja.