Huracán María

Región Este perdió 2 mil 724 animales, según productores

Huracán María

HIGÜEY. Los fuertes vientos y lluvias que produjo el huracán María a su paso por el país, provocaron graves daños al sector agropecuario de la región Este, donde unos 778 productores perdieron cerca de 2 mil 724 animales, miles de plantaciones de plátano, arroz y cacao.

El productor Florentino Reyes Mercedes, de la comunidad Los Corazones en la provincia de El Seibo, narró que perdió 4 mil 500 plantas de plátanos de 6 mil que tenía sembrada, también 100 quintales de auyama, 6 tareas de guandules y 400 matas de ajíes.

Plantaciones de arroz afectadas en Las Lagunas de Nisibón.

“Tendremos que empezar de cero, mi tormento es el pago de un préstamo que tengo con una institución bancaria, ahora no tengo producción. Esperamos contar con el apoyo del Ministerio de Agricultura para salir de esta situación, aunque en otro ciclones he sido afectado y nunca recibí ayuda”, indicó Reyes Mercedes a El Tiempo.

Dijo además, que al igual que él, en El Seibo y Miches hay cientos de productores que perdieron todas sus plantaciones, sobre todo plátano y cacao. En tanto que el director regional de Agricultura, Aris Mora, sostuvo que el sector agropecuario en la región Este sufrió pérdidas millonarias, tras el paso del huracán María. Miles de plantaciones de arroz, plátano, cacao y otros cultivos se vieron afectados por la gran cantidad de lluvias y vientos que provocó el ciclón.

Asimismo, explicó que en la provincia La Altagracia, los da- ños se concentraron en el cultivo de cacao, arroz, coco y plátano, donde la comunidad más afectada fue el Distrito Municipal de Las Lagunas de Nisibón, en la cual se afectaron 4 mil tareas de plantaciones de arroz. Además, en El Bonao de la producción de cacao se perdieron 3 mil tareas y recibieron daños cerca de 10 mil.

Al referirse al proyecto Baigua en San Rafael del Yuma, indicó que este tuvo afectación, pero no tan significativos en comparación con en otras localidades. En cuanto a la siembra de pláta no, dijo que aproximadamente 10 mil tareas sufrieron daños totales, mientras que 20 mil solo tuvieron deterioro parciales en la región Este.

También se afectaron cerca de 7 mil tareas de arroz y de 50 mil tareas de cacao se afectó el 25 por ciento. Estas cifras son preliminares, porque aún los levantamientos no han concluido debido a las limitaciones que presentan algunas comunidades en sus caminos vecinales para llegar.

En San Pedro de Macorís las pérdidas fueron por la crecida del río Soco, el cual se desbordó y destrozó las comunidades de Ramón Santana y Paso al Medio, en esas ribera del río se siembra mucho plátano y fueron arrasados. De igual forma, las provincias de Hato Mayor y El Seibo recibieron fuertes embates en sus producciones de arroz, plátano, guineo y cacao con el desbordamiento de los ríos Seibo y El Soco.

Sin embargo, aclaró que “las pérdidas fueron importantes, pero no para alarmarse en el sentido de que podamos tener crisis alimentaria, la situación está controlada, hay suficientes productos para el abastecimiento y por tanto la seguridad alimentaria está garantizada en la región Este y todo el país”.

Mora exhortó a los productores afectados a que “mantengan el contacto con el Ministerio de Agricultura para orientarlos, y para que cualquier ayuda o recursos que llegue del Gobierno, puedan ser entregados a quienes realmente lo necesitan”. Pecuaria De acuerdo a la información suministrada por el subdirector regional de Ganadería, Luis Emilio Melo, la región Este tiene una matrícula de 778 productores afectados, quienes por los efectos del huracán María en el sector ganadero, perdieron 381 animales del ganado bovino (vacas), 628 cerdos, 439 ovicaprinos (chivos-ovejos), mil 276 aves, 773 kilómetros de empalizadas destruidas, 338 enramadas afectadas y 8 mil 840 tareas de pasturas anegadas (ahogadas).

Asimismo, detalló que en El Seibo los 280 productores perdieron 146 bovinos, 84 cerdos, 35 ovicaprinos, 190 aves, 210 kilómetros de empalizadas destrozadas, 125 enramadas y mil 250 tareas de pasturas ahogadas, mientras que en Miches murieron 109 bovinos, 180 aves, 123 kilómetros de cerca destruidas, 16 enramadas rotas y 60 tareas de pasturas afectada.

En el caso de las provincias de Hato Mayor y San Pedro de Macorís, con un total de 86 productores pecuarios, murieron 38 bovinos, 383 cerdos, 329 ovicaprinos, 185 aves, 44 kilómetros de cercas rotas, 35 enramadas destruidas y 2 mil 340 tareas de pasturas inundadas, indicó Melo.