MI OPINIÓN / Mi primer examen de la próstata y el “bendito dedo”

Leonardo S. Palacio [email protected]

Los médicos especialistas en urología aconsejan a los hombres que, al cumplir sus 35 años de edad, se hagan su primer chequeo de próstata, siempre y cuando tengan familiares a quienes les hayan pronosticado esta enfermedad; de lo contrario, sugieren que al cumplir sus 40 años deben hacerse su primer chequeo.
Para muchos no es tan fácil entender la importancia de este examen, principalmente por la cuestión e utilización del bendito dedo a utilizar en esa prueba. ¡Qué barbaridad!
La mortalidad por este mal y dejadez de los hombres en no chequearse con su médico especialista en la materia es sumamente alta. Siempre que hablo con algún amigo de esto, lo primero en decir es que por nada dejará que alguien le toque por ese lugar y mucho menos que le entren un dedo, incluso, algunos dicen que no son pájaros. “Lo de pájaro, simplemente es un término popular”.
Para usted aceptar que se le practique este examen por decisión suya, dependerá del tipo de confianza usted tenga con su médico. En mí caso, me trato con un gran especialista en la materia, el doctor Yohan Jiménez, urólogo.
Este examen no es un lujo o una broma, sino una responsabilidad tanto para usted como para los suyos, es una cuestión de salud, así se sabrá que tan lejos usted podrá estar del cáncer o no. El problema de todo esto es el bendito dedo.
Según informe de algunos medios de comunicación, aquí en República Dominicana todos los años se suman a este mal más de 12 mil hombres diagnosticados con cáncer de próstata, aparte de que todos los días mueren entre tres y cinco varones afectados por esa enfermedad.
No quise ser de esos que prefieren morir por no dejar que le entren el “bendito dedo”. Responsablemente fui donde mi médico y le pedí que me hiciera el examen de la próstata. Gracias a Dios, todo salió bien.
Si usted es de los que está en la edad recomendada para ese importante monitoreo de salud, hágalo; que quizás para mañana podría ser muy tarde.