UN ESPONTÁNEO / Ley 158-01

Heberto Castillo Guerrero.
Heberto Castillo Guerrero.

Heberto Castillo Guerrero / [email protected]

El 9 de septiembre del 2001 se crea la Ley 158-01 que establece el Fomento al Desarrollo Turístico para los polos de escaso desarrollo y nuevos polos en provincias y localidades de gran potencialidad y se crea el Fondo Oficial de Promoción Turística, el cual estará a cargo de un Consejo de Fomento Turístico (Confotur)
“La presente ley tiene como objetivo, acelerar un proceso racionalizado del desarrollo de la industria turística en las regiones de gran potencialidad o que reúnan excelentes condiciones naturales para su explotación turísticas en todo el país, que habiendo sido declarados o no polos turísticos, no han alcanzado, a la fecha, el grado de desarrollo esperado”
Fueron incluidos Jarabacoa y Constanza, Barahona, Bahoruco, Independencia y Pedernales, Montecristi, Dajabón, Santiago Rodríguez, Valverde, San Cristóbal, entre otros.
De nuestra provincia La Altagracia, para nuestra sorpresa, sólo incluyeron a La Lagunas de Nisibón y las secciones del Macao, Uvero Alto y Juanillo
¿Por qué no se incluyó a Yuma y Boca de Yuma como zonas beneficiarias de esta ley? ¿Dónde estaban nuestros legisladores en ese período? ¿Dónde están nuestros legisladores actuales? Muy pocos lugares en nuestro país combinan la riqueza histórica, cultural y ecoturística que tiene Yuma y Boca de Yuma.
Debemos luchar con determinación y perseverancia, reclamando a nuestras autoridades provinciales, la inclusión de Yuma y Boca de Yuma en esta ley, que serviría para el despegue definitivo de una zona con tantas riquezas, pero tan olvidada. Es preciso recordar que el turismo en nuestro país tuvo su punto de partida con el legendario Torneo de Pesca de Boca de Yuma.
A manera de resumen: “esta ley otorga beneficios e incentivos a las empresas domiciliadas en el país que se acojan a los incentivos y beneficios de la presente ley, quedan exoneradas del pago de los impuestos en un cien por ciento, aplicable a los siguientes renglones”: Del Impuesto Sobre la Renta, impuestos nacionales y municipales que son cobrados por utilizar y emitir los permisos de construcción, incluyendo los actos de compra del terreno, siempre y cuando se utilizado los fines destinados.
Impuestos de importación y otros impuestos, tales como tasas, derechos, recargos. Exención total y absoluta de las maquinarias y equipos para lograr un alto perfil de calidad de los productos (hornos, incubadoras, plantas de tratamientos de control de producción y laboratorios, entre otros) al momento de la implantación.