Españoles tienen un historial de arraigo y creatividad productiva en Verón-Punta Cana

Génesis Pache/[email protected]

Bávaro. Desde la época de la colonización, los españoles han vivido en la República Dominicana, y en la actualidad eso no ha cambiado, ya que muchos de estos extranjeros hacen vida aquí y han llegado para quedarse. Algunos han conformado su propio negocio, mientras que otros han optado sólo por emplearse y disfrutar del clima que les ofrece esta media isla.

Enrique Pedraza Soria, mejor conocido como “El Tío”, es un español de Madrid que trabaja para la empresa Corporación Avícola del Caribe (Pollo Cibao), donde lleva ya 15 años de labor. Previo a este empleo trabajó en Pollos Victorina. Llegó a la República Dominicana en el 1989, como productor de moda de una empresa internacional. Cuando su labor para esta empresa finalizó, pasó a trabajar para la familia Cisneros en sus negocios en el país.

“Mi primer trabajo, ya aquí en el país, fue con el señor Abel Matute, en el hotel Fiesta. Al parecer, mi forma no encajó entonces en el hotel, y pasé unos años un poquito mal, hasta que me conocieron y vieron la clase de personalidad que tengo. Y nada, empecé a trabajar con don Pepín Barceló”, explicó Pedraza.

Su motivación para quedarse a vivir en este país se debió al trabajo que tenía en una empresa internacional de modas, por la cual venía a la República Dominicana a hacer spot publicitarios para los catálogos de modas. Señaló que ya había viajado bastante, pero que sintió algo en el corazón que le dijo que este era el lugar donde quería vivir.

“Ahora llevo 18 años sin pisar Espa- ña. Amo a Bávaro; amo la zona de La Altagracia y siempre he vivido aquí. He visto la evolución de Bávaro, porque son 26 años que llevo aquí”, indicó. Pedraza se casó en el país con una dominicana y procreó un hijo. En cuanto a la comunidad española, dijo que no son muy dados a reunirse entre ellos.

Esto así, debido a que según Pedraza muchos de ellos trabajan en hoteles, y por sus múltiples ocupaciones no pueden juntarse con frecuencia. “Yo no me defino como muy español; a mi todo el mundo me conoce. Yo soy El Tío, y a mi todo el mundo me trata como si yo fuera dominicano. Yo soy dominicano”, dijo orgulloso.

ORGANIZACIONES ESPAÑOLAS

La Fundación Españoles en el Mundo República Dominicana, es una organización sin fines de lucro que organiza y agrupa a los españoles que viven en este país. Esta institución procura el bienestar de los españoles alrededor del mundo, creando las bases para que estos tengan una mejor forma de vida. El Consejo de Residentes en el Extranjero (CRE) es un órgano consultivo de las oficinas consulares, como son los consulados generales y las secciones consulares de las embajadas, en las cuestiones de interés para la comunidad española de residentes en su demarcación.

Desarrollan sus actividades en materia de derechos civiles y laborales, acción educativa, social y cultural a favor de los españoles que integran dicha comunidad y su participación política en España. Se han constituido 29 CREs en los siguientes lugares: Abu Dhabi, Asunción, Bahía Blanca, Bruselas, Buenos Aires, Caracas, Córdoba, Dublín, Génova, Ginebra, Guadalajara, Guatemala, La Habana, Managua, Melbourne, Mendoza, México, Monterrey, Montpellier, Montreal, Quito, Rio Janeiro, Rosario, San José de Costa Rica, Salvador de Bahía, Sao Paulo, Santiago Chile y Zurich. Prontamente, se elegirán encargados del CRE en Amsterdam, Canberra, Cartagena de Indias, Edimburgo, Estocolmo, Munich, Nueva York, La Paz, Lima, Londres, Roma, San Juan de Puerto Rico, Santa Cruz de la Sierra, Santo Domingo, Tánger, Tel Aviv, Tokio y Washington.

En lo que va de este 2017, son muchos los extranjeros no residentes o turistas que han llegado a este país. La región de mayor aporte al incremento en la llegada de turistas en el mes de enero fue Europa, con 15,324 pasajeros adicionales respecto al mismo mes del pasado año, para un crecimiento de 13.2%. Se destacan, igualmente, los aumentos de los flujos de Rusia (11,828), Inglaterra (1,232), España (1,212) y Francia (1,200).

España representa el tercer país de Europa del que más personas han viajado hacia la República Dominicana.

TESTIMONIOS

Juan Jiménez es un español que decidió mudarse a tierra dominicana, porque ya se había retirado y quiso disfrutar de esa nueva etapa de su vida en este país caribeño. Aunque no le ha ido bien en el negocio que compró en la Plaza Bávaro, de venta de larimar, aun así continua aquí, principalmente por el clima de República Dominicana. Jiménez procesa la piedra del larimar y la vende. Ya cuenta con 12 años viviendo aquí. Tras su jubilación, decidió residir de forma permanente en Bávaro, pero es oriundo de Valencia, España.

Sobre la comunidad española que “Ahora llevo 18 años sin pisar España. Amo a Bávaro; amo la zona de La Altagracia y siempre he vivido aquí. He visto la evolución de Bávaro, porque son 26 años que llevo aquí”, indicó. Pedraza se casó en el país con una dominicana y procreó un hijo. En cuanto a la comunidad española, dijo que no son muy dados a reunirse entre ellos. Esto así, debido a que según Pedraza muchos de ellos trabajan en hoteles, y por sus múltiples ocupaciones no pueden juntarse con frecuencia.

“Yo no me defino como muy espa- ñol; a mi todo el mundo me conoce. Yo soy El Tío, y a mi todo el mundo me trata como si yo fuera dominicano. Yo soy dominicano”, dijo orgulloso.

ORGANIZACIONES ESPAÑOLAS

La Fundación Españoles en el Mundo República Dominicana, es una organización sin fines de lucro que organiza y agrupa a los españoles que viven en este país. Esta institución procura el bienestar de los españoles alrededor del mundo, creando las bases para que estos tengan una mejor forma de vida.

El Consejo de Residentes en el Extranjero (CRE) es un órgano consultivo de las oficinas consulares, como son los consulados generales y las secciones consulares de las embajadas, en las cuestiones de interés para la comunidad española de residentes en su demarcación. Desarrollan sus actividades en materia de derechos civiles y laborales, acción educativa, social y cultural a favor de los españoles que integran dicha comunidad y su participación política en España.

Se han constituido 29 CREs en los siguientes lugares: Abu Dhabi, Asunción, Bahía Blanca, Bruselas, Buenos Aires, Caracas, Córdoba, Dublín, Génova, Ginebra, Guadalajara, Guatemala, La Habana, Managua, Melbourne, Mendoza, México, Monterrey, Montpellier, Montreal, Quito, Rio Janeiro, Rosario, San José de Costa Rica, Salvador de Bahía, Sao Paulo, Santiago Chile y Zurich. Prontamente, se elegirán encargados del CRE en Amsterdam, Canberra, Cartagena de Indias, Edimburgo, Estocolmo, Munich, Nueva York, La Paz, Lima, Londres, Roma, San Españoles tienen un historial de arraigo y creatividad productiva en Verón-Punta Cana Escuela de arte Carola Olé.

Enrique Pedraza Soria, mejor conocido como “El Tío”. Carolina Rodríguez, dueña de Carola Olé, reside en la zona turística de Verón-Punta Cana, dijo que “conozco españoles aquí; tengo amigos espa- ñoles, pero no suelo reunirme con ellos acá”. Carolina Rodríguez es otra española que vino a probar suerte.

Es dueña de una academia de danza en este distrito turístico, específicamente en Bávaro. Se trata de Carola Olé Art Dance, un lugar donde ense- ña a las niñas a bailar flamenco. Carola cuenta con tres años viviendo de forma permanente en el país, pero en una ocasión vino y estuvo en Dominicana por siete años y medio. Está casada con un dominicano y han procreado dos hijas. Carola es de Madrid. Cuenta que vive en la República Dominicana, porque vino con una compañía de espectáculos flamenco. Durante cinco meses trabajó en hoteles, y luego se marchó.

Al terminar su contrato regresó a España, pero “me enamoré de esta tierra y de un dominicano y al final decidí venir aquí”. Al principio montaba coreografías en los hoteles, y más adelante se casó con el dominicano que conoció y llevan 17 años de casados. Hizo su propio espectáculo de flamenco y trajo con ella bailarines desde España, para trabajar en los hoteles. En Carola Olé da clases de lo que sabe hacer, bailar flamenco, a niñas de la comunidad en la que vive, Bávaro.

Allí van niñas de todas las edades, y su escuela ya tiene dos años. Kiko Casals es un español que tiene su propia historia. Trabaja como editor de revistas de gastronomía, y de un periódico en este país. Su pasión por la gastronomía lo ha llevado a enamorarse de los sabores dominicanos, y a realizar por completo su vida aquí.

También, dirige un proyecto familiar en Bávaro. Recientemente, hizo un libro llamado “The flavor of paradise” (El sabor del paraíso), que relata las influencias y sabores de la comida dominicana. Va dirigido a los extranjeros que se interesan en conocer la gastronomía dominicana. Casals es de Barcelona, pero vino a la República Dominicana porque su familia se encontraba desarrollando proyectos inmobiliarios aquí.

Empezó a viajar hacia acá hace 14 años, pero viviendo de forma definitiva tiene unos 11 años. “The flavor of paradise” cuenta con 45 recetas dominicanas. Este libro es un diario que relata los paseos a través de la gastronomía de este país caribeño, y que busca mostrársela a sus visitantes. “El libro sale de la reflexión de que vivimos en una zona turística, y aquí pasan millones de turistas cada año y realmente vimos un fenómeno de un auge gastronómico, además de que todo el mundo tiene a alguien que le gusta cocinar”, señaló.