Las Águilas ha sido el equipo más contendor de la segunda mitad.

Cierre de “brinco y espanto” en la pelota dominicana

Melvin Mingó / [email protected]


PUNTA CANA. Esta será la última semana de la vuelta regular del torneo de béisbol otoño-invernal, Copa BHD, dedicado a “Chito” Azmar. Los Leones del Escogido buscan desesperadamente repuntar, como ha ocurrido en las últimas temporadas, y juegan esta noche frente a los Toros del Este, equipo al que le ha dominado fácilmente la serie particular y le ha ganado los cuatro partidos previos.

Los escarlatas cerrarán la temporada regular justamente enfrentando a las Estrellas Orientales, en una noche donde podría definirse cuál de los dos equipos avanzará a la siguiente ronda.

De igual forma, los orientales han navegado por aguas turbulentas, pero han mantenido la barca a flote. Con un picheo que promedia la tercera efectividad más baja en la Liga (2.78 en 40 partidos jugados) el conjunto petromacorisano se ha aferrado a la cuarta posición y tendrá que batallar esta semana jugando en la ruta tres de los últimos cuatro partidos. Al cierre de esta edición las Estrellas tenían récord de 9 victorias y 12 derrotas como visitantes.

Sin lugar a dudas, las Águilas Cibaeñas es el equipo de la segunda mitad de la temporada. El conjunto aguilucho ha sido un antes y un después del movimiento que bajó a Manny Acta desde las oficinas al terreno de juego.

Cuando Félix Fermín dejó el cargo las Águilas tenían récord de 10-12, y el viernes amanecieron con récord de 23-20, lo que indica que bajo el mandato de Acta el equipo tiene foja de 13-8.

Hay que destacar, para ser justo, que bajo la dirección de Manny Acta la ofensiva aguilucha ha sido reforzada por la integración de jugadores como Danny Santana, Héctor Luna y Jonathan Villar; además, defensivamente el equipo ha mostrado una franca mejoría en la defensa.

Los Tigres y los Gigantes del Cibao fueron de los primeros equipos en posicionarse en la parte superior del standing, la lucha de esta semana será por la coronación de la vuelta regular, a sabiendas que el equipo que lo logre iniciará los playoffs como local.

Finalmente, el pobre bateo oportuno de los Toros le ha costado la temporada. A pesar de integrar a Christian Adames, Teoscar Hernández, Abraham Almonte, entre otros, parece ser que las fuertes lluvias que atormentaron todo el torneo, también le mojaron los bates al equipo romanense. La cantidad de corredores dejados en base, esperando remolque, y un anímico promedio de bateo colectivo de .228 (en 40 partidos) son dos de los factores por lo que los Toros salieron de competencia.